1 ene. 2011

Can´t you see

A veces encuentras una canción que se te “mete” y se repite una y otra vez en tu cabeza, a veces coincide que el vídeo te encanta y no puedes dejar de verlo una y otra vez…


Can´t you see ( feat DFC) - 13 palabras



Comienzas a escuchar las primeras notas y se transforman en formas invisibles que tan sólo duran unos segundos como las sensaciones. No las puedes tocar, ni todos pueden verlas, además ese humo para ti tiene una forma única. 



En mí caso escuché la canción antes de ver el vídeo, ya había "visto" la canción con mis "imágenes", pero con el vídeo obtuve más información, porque aunque la letra transmite mucho, se me da mejor sacar la información de las imágenes (aunque luego no sea capaz de transformarlo en palabras exactas). Las palabras es lo que pensamos, pero para mí las imágenes es cómo lo pensamos, que representa. Por ejemplo, escuchas esto y te queda claro lo que piensa:

No quiero ni busco mezclarme con ganado de compras…

Me gusta la asociación con el perro, como muchas las cosas de las tenemos reflejan un poco como somos, hay gente que busca vacilar y se compra un pitbull pensando que le dará un aire de malote y chungo para pertenecer a un grupo de personas con el mismo interés en aparentar en vez de ser, pero este se huele las cosas, refleja una superioridad de la inteligencia frente a la fuerza.. (El perro me recuerda al anuncio de tommy hilfiger en el que al final se ve como coge el coche con una mirada de “ahí os quedáis gilipollas”, aunque me imagino que ese no es el mensaje que querían transmitir los creadores, que los que llevan su ropa son unos cursis pijos que no los aguanta ni se perro, o si…)

En el estribillo ves como si fueran fantasmas. En el primero es como si estuviese en la calle, imágenes cotidianas mientras pasan los edificios. Como el humo, no puedes tocarlo, no todos lo ven, mientras que está ahí mismo, es la libertad que no puedes apreciar. Can´t you see?

Y esta sensación de que no encajo entre vosotros. 
Absorbo información sin límite de Vitesse…

Mucha gente tiene la información delante de sus ojos, pero es como ver números pero no saber sumar, te fías de lo que otros te dicen que sale en la suma, pero tiene que ser uno mismo el que se interese por aprender a sumar y a calcular su resultado para conocer el significado de los números…Un gran número de personas no saben entender la información, esto hace que te sientas diferente de esa mayoría.

Naces programado, enganchado al sistema. 
El ying y el yang la solución y el problema.

Todo está en nosotros mismos, no sé si es así en la canción, pero como ya he dicho en alguna entrada (ej el cuerpo visto como un coche), yo he llegado a un momento en que me veía totalmente programada por algo o alguien, pero quise empezar a borrar esos comandos que me llevaban a realizar tantas acciones sin pensar, solo asumir… (sentía que era un cuerpo que obedecía unas órdenes exteriores a mí, quería que mi mente fuera libre de ideas que no eran mías, conocer mis verdaderas ideas).


El segundo estribillo es el que más me gusta, el color verde me da buenas vibraciones. Es como si el mensaje estuviese pasando a través de tu mente repitiéndose (porque va de un extremo a otro), mientras provoca una explosión (el humo ahora son plumas). Para mí es como la libertad propia, que otros quizás no pueden ver ni entender, pero lo importante es lo uno mismo siente.

Y termino con el comienzo de su disco Rap in Asgalla (que letra a letra es lo que yo también diría)



PRIMERA REGLA. No me creas pero aprende a escucharme. No me creas, porque lo que te digo es sólo una versión, mi punto de vista sobre la vida, y es sólo mi verdad. Pero si escuchas entenderás lo que intento decirte.

La SEGUNDA REGLA es más difícil. No te creas a ti mismo. Sabes que tu mente habla siempre, es un caballo salvaje sin ningún destino. Si no aprendes a domarlo el caballo te llevará a donde él quiera.

Y si os habéis quedado con ganas de escuchar más: 


No hay comentarios:

Publicar un comentario